Follow Our Live Coverage of COVID-19 Developments

Saber qué prever podría ayudar tras un abuso sexual

In English

SÁBADO, 24 de octubre de 2020 (HealthDay News) -- El abuso sexual es común en EE. UU., y hay un ataque cada 73 segundos. Pero contar con una atención de respaldo en el departamento de emergencias y más adelante puede ayudar a sanar el trauma, señalan los médicos de la Universidad Estatal de Pensilvania (Penn State).

Una de cada cinco mujeres es violada a lo largo de su vida, pero apenas un 25 por ciento lo reportan, según el Centro Nacional de Recursos sobre Violencia Sexual. Mientras más cercana es la relación entre la víctima y el perpetrador, más probable es que no se reporte, según el Departamento de Justicia de EE. UU. Incluso cuando los atacantes son desconocidos, más de la mitad de las víctimas no reportan los abusos.

"Es un evento muy traumático", observó Debbie Medley, gerente asistente de enfermería del departamento de emergencias del Centro Médico de Penn State Health. "Para una persona, decidir que quiere reportarlo y buscar ayuda conlleva bastante fortaleza emocional", añadió en un comunicado de prensa de la Penn State.

Si usted está en peligro inmediato, debe llamar al 911 para pedir ayuda, enfatizó Medley. "Pero hay otras formas de reportar el abuso aparte de llamar al 911 o al departamento de policía local por teléfono", anotó.

La línea de asistencia telefónica nacional de la Red nacional de ayuda en casos de violación, abuso e incesto (Rape, Abuse and Incest National Network) puede conectarlo con un personal entrenado de un servicio local para los abusos sexuales. Las víctimas del abuso sexual también pueden acudir directamente a la sala de emergencias local para recibir tratamiento.

Medley enfatizó que, en la sala de emergencias, es importante proveer a los pacientes el mayor control posible durante el examen forense.

"El equipo de nuestra sala de exámenes dedicada incluye un dispositivo que permite al paciente tomar su propia fotografía, si acepta que se tomen fotografías durante el examen", apuntó Medley.

Los examinadores del abuso sexual deben conocer las regulaciones y la documentación requeridas por el estado, y cómo reportar el abuso sexual a la policía, si es lo que la víctima desea.

"Aunque nosotros documentamos el abuso, no significa que haya que presentar un informe a la policía", aclaró Medley. La ley de Pensilvania, por ejemplo, permite a las víctimas que el kit de evidencias de abuso sexual se recolecte y evalúe de forma anónima, sin que se vincule con su nombre, añadió.

"Pueden contar con que recibirán el tratamiento médico que necesiten, cuando lo necesiten. Los pondrán en contacto con los servicios de respaldo para ayudarlos a gestionar el trauma emocional del abuso. Y tendrán la tranquilidad de que, aunque quizá todavía no deseen reportar el crimen, tenemos el kit de evidencias si cambian de opinión", señaló Medley.

Más información

Para más información sobre el abuso sexual, visite la Red nacional de ayuda en casos de violación, abuso e incesto.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2020, HealthDay

FUENTES: Penn State Health, news release, Oct. 16, 2020

--

Last Updated: